05-03-2015

La robotización industrial

El futuro industrial dependerá de la robotización. Estos elementos de visión cósmica son proyectos que mejorarán la calidad y el tiempo de los procesos. El debate entre personas o robots, no es tal y como lo imaginamos. Tenemos que saber que las personas son el alma de los robots, y por lo tanto estos, sustituirán una parte de los empleos manuales de la fabricación humana, dando paso a otros espacios tecnológicos para conseguir industrialmente más eficiencia y ser más competitivos. Pero esto, no significa el fin del empleo para las personas, estas máquinas futuristas aportarán otro tipo de empleos, de mayor valor añadido para las personas.

Un ejemplo, el sector del automóvil emplea el 55% de los robots de España, según la Asociación Española de Robótica. Esto constata que la automoción es el motor de la industria de los robots. Estos nuevos integrantes en la fabricación de vehículos, han sido una parte fundamental para atraer inversiones a nuestro país, ya que con ellos se ha ganado competitividad frente a otros países y se ha cuidado mucho lo que demanda de la sociedad, la calidad del producto final.

Además, Los resultados de creación de empleo en las factorías de automóviles españolas en el año 2014 han supuesto 20.000 puestos de trabajo nuevos. Esto es signo de que la tecnología es fundamental para avanzar y desarrollar la industria hacia nuevos modelos de trabajo sin perder la calidad del empleo de personas.

Las mejoras industriales de cara al futuro, sin duda, serán la digitalización, el internet de las cosas y la robotización. Seguir avanzando y adaptarnos a los nuevos tiempos, nos dará la oportunidad de entrar en más territorios y progresar hacia un mundo globalizado. Por este motivo no debemos dejar pasar la era de la automatización. El compromiso con el desarrollo en I+D debe ser una de las prioridades para los diversos sectores del país, ya que la integración de las nuevas tecnologías asegura más competitividad y de forma más duradera.

En definitiva, la robotización en los procesos industriales nos abre la puerta a “nuevas oportunidades” y consolidar la capacidad que España tiene como país productor e industrial. Por lo tanto el corazón de estas máquinas, palpitarán en el desarrollo tecnológico de las fábricas, gracias a las personas que harán que estos seres cósmicos se adapten a un mundo de humanos.

Publicado por María de Marco

Blog ANFAC

 

Búsqueda por fecha

 

 

 

 

 

 

 

www.flickr.com

 

 

 

© 2012 Anfac • Asociación Española de Fabricantes de Automóviles y Camiones